Los vehículos inteligentes reducen accidentes

Los vehículos inteligentes reducen accidentes

A muchos de nosotros nos impresionó el accidente reciente en el cual, a una señora de 82 años un colectivo de ERSA le pasó por encima de los pies ¿verdad?

Si bien hay muchos factores – la posición de las paradas, las condiciones de las veredas y demás- si nos ponemos a analizar el caso desde la perspectiva de la tecnología aplicada en los vehículos, ¿no creen que podría haberse evitado? En este caso fue un hecho lamentable pero que no cobro víctimas fatales, pero en los casos donde si existen fatalidades, ¿no les parece que estas vidas valen mucho más que el precio de la innovación tecnológica en estos sectores?

Podrían pasar décadas hasta que los vehículos totalmente autónomos sean comunes en nuestras calles, sin embargo, los fabricantes de automóviles los hacen cada vez más inteligentes con cada nuevo modelo.

 

¿Qué es lo que hace tan inteligente a un vehículo?

Para principiantes, una computadora “cerebro”. La inteligencia artificial y el aprendizaje automático, permiten a los vehículos tomar decisiones sobre los conductores y son la clave del desarrollo de los nuevos vehículos totalmente autónomos, los cuales señalan los expertos, serían el futuro del transporte.

Si bien pueden faltar varias décadas para que veamos vehículos totalmente autónomos en las calles, la tecnología de vehículos inteligentes ya se encuentra instalada en los nuevos automóviles y, en algunos años, ya no sería exclusividad de los modelos tan nuevos y costosos sino una norma. Tomemos el caso de ejemplo de la adaptación del sensor de huellas dactilares en los teléfonos móviles, pasando primero por los teléfonos de alta gama y más costosos, hasta convertirse en una norma utilizada hoy en día en los teléfonos de gama media y baja.

 

ADAS (Sistema avanzado de asistencia al conductor)

El sistema ADAS ayuda al conductor a esquivar colisiones, además de encargarse de muchas otras tareas, la mayoría, sin que el conductor ni siquiera lo note.

El sistema utiliza tecnología de posicionamiento GPS, radares, cámaras y otros sensores, los cuales detectan posibles accidentes a mayor velocidad que el ojo humano y desencadenan la reacción a tiempo para frenar el accidente o por lo menos bajan la velocidad para reducir al máximo el daño del accidente, lo cual puede salvar muchas vidas. ¿Por qué diríamos que no a tal tecnología?

Según ordena el consejo de seguridad nacional de los estados unidos, para mayo del 2018 será en ese país obligatorio que, cada nuevo automóvil fabricado cuente con cámaras que permitan visualizar correctamente lo que tenemos delante del vehículo. ¿Por qué hacerlo norma? Porque se plantea también, para septiembre de 2022 la implementación del frenado automático de emergencia, disparado por dichos sensores, como una normativa estándar en todos los nuevos vehículos fabricados y de forma obligatoria.

Según Deborah A.P. Hersman, presidente y CEO del consejo de seguridad nacional de usa, “Las cuatro principales causas de accidente son provocadas por el comportamiento humano o sus decisiones: alcohol, velocidad, fatiga y distracción, lo que proporciona a los sistemas ADAS y vehículos autónomos el potencial de reducir los choques previsibles y muertes de una manera sin precedentes”, defendiendo la legislación de vehículos autónomos frente a un subcomité del Senado de Estados Unidos.

El sitio http://mycardoeswhat.org lista las posibilidades de los sistemas ADAS que se utilizan actualmente en automóviles y camiones, explicando en detalle el funcionamiento de cada uno.

 

¿No creen que llego la hora de disminuir la resistencia a los cambios tecnológicos en el ámbito de la seguridad ciudadana? Las víctimas fatales cuyas vidas podrían salvarse, podrían ser sus conocidos, familiares o incluso, usted mismo.

Dejamos el video de una de las características más importantes, el freno automático de emergencia:

Fuente: http://www.govtech.com/fs/transportation/Smarter-Cars-Reduce-Accidents-But-Dumb-Cars-Are-Still-the-Norm.html